Seis circuitos en bicicleta para conocer 14 barrios porteños

0 8

El Gobierno porteño lanzó «Pedaleando BA». Se trata de seis circuitos para recorrer 14 barrios de la Ciudad.

Estos circuitos, que forman parte del programa Turismo en Barrios, se pueden ver y descargar de la web turismo.buenosaires.gob.ar/es/agrupador-noticias/turismo-en-barrios-pedaleando-ba.

CIRCUITO UNO: CABALLITO, VILLA CRESPO Y COLEGIALES

El primer recorrido tiene 8,5 kilómetros y 35 puntos de interés. Arranca en el Parque Rivadavia, en Caballito. Enfrente está la parroquia Nuestra Señora de Caacupé, una obra del arquitecto noruego Alejandro Christophersen inaugurada en 1906.

El paseo continúa por la calle Otamendi, para después darle la vuelta a puro pedal al Parque Centenario, una obra del paisajista Carlos Thays donde se encuentran el Museo Argentino de Ciencias Naturales Bernardino Rivadavia y hasta un observatorio astronómico.

El siguiente barrio es Villa Crespo. «Billares, ajedrez, dados», dice la vidriera del Café San Bernardo, uno de los destacados del circuito. Ubicado en la avenida Corrientes 5436,  abrió en 1957 y fue un lugar de encuentro para glorias del tango, como Carlos Gardel y Osvaldo Pugliese.

En aquellos tiempos, la Antigua Farmacia del Águila ya era histórica. Fundada en 1895 en la actual esquina de Corrientes y Julián Álvarez, es otra de las atracciones del recorrido. Conserva su mobiliario original y en sus vitrinas quedaron carteles y frascos de antaño. El cineasta Leopoldo Torre Nilsson filmó en este lugar su película «Los Siete Locos», basada en dos novelas del Roberto Arlt y estrenada en 1973.

Por último, el bici tour se adentra en Colegiales, con su Distrito Audiovisual y numerosos murales, como los dedicados a La Pantera Rosa y al filme 9 Reinas. Allí están las plazas Mafalda y Clemente y el Mercado de Pulgas, punto final del circuito.

CIRCUITO DOS: SAAVEDRA, VILLA URQUIZA Y COGHLAN

El tour en bicicleta recorre 8,2 kilómetros y 22 puntos de interés.

Arranca en el Parque General Paz, ubicado entre Crisólogo Larralde, la avenida General Paz y Aizpurúa, en Saavedra. Allí estaba la chacra de Luis María Saavedra, sobrino de Cornelio. En la casa principal, construida entre 1870 y 1880, funciona el Museo Histórico Cornelio Saavedra. Reúne más de 23 mil objetos que reflejan cómo vivían las grandes familias porteñas del siglo XIX.

Uno de los vecinos ilustres de la zona fue Roberto Goyeneche. Nació en 1926 en una casa en Avenida del Tejar, actualmente Balbín, al 2000, Coghlan. Y vivió sus últimos días en Melián 3167, hasta su muerte en 1994. El circuito en bici propone conocer algunos de los murales que lo homenajean en ese barrio y en Saavedra. Como «Goyeneche y el barrio», de Martín Ron en el Parque Mugica.

En Villa Urquiza, mientras tanto, el vecino más ilustre fue Luis Alberto Spinetta, por cuya casa-estudio de Iberá 5009 también pasa el bici tour. El «Flaco» la había bautizado como a un tema suyo: «La diosa salvaje».

Otros puntos clave del paseo son los parques Sarmiento y Saavedra. El recorrido termina en el shopping DOT.

CIRCUITO TRES: COGHLAN, BELGRANO Y NUÑEZ

Este recorrido de 7,4 kilómetros incluye museos, fútbol y hasta una versión en pequeña escala de uno de los monumentos más famosos de los Estados Unidos, entre 24 puntos de interés.

El punto de partida es Superí y Pedro Ignacio Rivera, en Coghlan, donde está el Centro Ana Frank. En su museo se reproduce el escondite donde la niña y su familia se ocultaron de los nazis desde 1942, hasta que una delación condujo a su captura en 1944.

Desde Superí y por la ciclovía de Echeverría, se pasa a la Plaza Castelli, ya en Belgrano, y se llega a la Manuel Belgrano, donde está la Parroquia Inmaculada Concepción o «La Redonda». En este punto también se pueden conocer los museos de Arte Español Enrique Larreta e Histórico Sarmiento.

Más allá están las Barrancas de Belgrano, con su Glorieta y el monumento a Sucre. Pero este espacio verde también oculta una escultura poco conocida. Es una copia en hierro fundido de la Estatua de la Libertad en versión pequeña. Al igual que la de Nueva York, fue realizada por el francés Frédéric Auguste Bartholdi e inaugurada 25 días antes que la de los Estados Unidos, en 1886.

La pedaleada atraviesa el Barrio Chino y sigue hacia el norte hasta Núñez. El ciclista con hambre puede detenerse en La Guitarrita, una pizzería fundada en 1963 por los ex jugadores de fútbol Mario Boyé, de Boca, y René Pontoni, de San Lorenzo.

Después de pasar por la estación Núñez y, más adelante, de cruzar la Avenida del Libertador para seguir por Udaondo, el tour en bici vuelve a ingresar en Belgrano. Es hora de visitar el Monumental -que no queda en Núñez- y visitar su museo, último punto del circuito.

CIRCUITO CUATRO: PARQUE CHACABUCO, BOEDO Y PARQUE PATRICIOS

A través de 8,7 kilómetros, el cuarto circuito pasa por 28 puntos de interés. El inicio del recorrido está en el Parque Chacabuco, más precisamente en Eva Perón y Puán. Y una parada obligatoria es la calesita de Tatín, instalada en 1960. Una placa recuerda que en ese lugar se filmaron escenas de la película «Quiero llenarme de ti», protagonizada por Sandro y estrenada en 1969.

Una breve pedaleada conduce hasta Saraza y Cachimayo donde, precisamente, hay una fábrica de calesitas. Se llama Felimana Luna Park S.A. y fue fundada en 1960. También hace carruseles y juegos mecánicos infantiles, todo pintado a mano

Continúa en el Museo del Juguete SuperBatuque, instalado en Picheuta 1685 desde 1919. Con entrada gratuita, se puede ver una gran variedad de juguetes de 1940 a 1990. Entre ellos hay una enorme colección de muñecos de Superman y de los personajes de Titanes en el Ring.

Después de la avenida Asamblea, Picheuta se convierte en Del Barco Centenera y hacia la izquierda, en paralelo, se despliega el barrio Emilio Mitre. Levantado por la Compañía de Construcciones Modernas para la Municipalidad de Buenos Aires, fue terminado en 1923 y sus casitas estaban destinadas al personal del Banco Municipal. Vale la pena salirse del mapa del circuito para pedalear por sus pasajes con nombres inspirados por el Iluminismo, como «Del Comercio», «De las Ciencias», «De las Artes», «Del Progreso» o «De las Garantías»,

El recorrido sigue por la calle Estrada y después, por Doblas. A la altura de Santander se puede hacer un alto para conocer el bar El Modelo, de 1920. Y más adelante, tras doblar por Zañartu, seguir por Rondeau y traspasar la avenida La Plata aparece Boedo, el barrio azulgrana, con más de un centenar de murales dedicados a los ídolos de San Lorenzo.

El tramo final del circuito es en Parque Patricios y a la sede del Gobierno porteño, diseñada por el arquitecto británico Norman Foster. El edificio tiene iluminación natural y es sustentable, porque recicla sus aguas servidas y la de lluvia para reutilizarlas.

Por último, la visita llega hasta el Instituto Bernasconi y la Maternidad Sardá.

CIRCUITO CINCO: PALERMO

Con 15,9 kilómetros cuadrados de superficie, Palermo es el barrio más grande de la Ciudad. El circuito propuesto recorre 7,5 kilómetros con 30 puntos de interés. Empieza y termina en el mismo lugar: la plaza Julio Cortázar, conocida popularmente como «Serrano».

La calle Borges guía al ciclista por la zona gastronómica , pero también le permite conocer tanto la Parroquia de San Francisco Javier, de 1913 y diseñada por el arquitecto Juan J. Fortini, como un lugar de encuentro y culto de la comunidad judeo marroquí en la Argentina, ACILBA.

Después de Plaza Italia y de bordear el Ecoparque, a la altura de avenida Sarmiento y Libertador, es el momento de disfrutar de los espacios verdes, entre ellos el Tres de Febrero. En la Plaza Seeber se erige la estatua ecuestre de Juan Manuel de Rosas, inaugurada en 1999. En diagonal y del otro lado del Monumento de los Españoles, en la Plaza Sicilia, desde 1900 está la escultura que representa a su tenaz opositor, Domingo Faustino Sarmiento. La obra fue realizada por Auguste Rodin.

El tramo siguiente es por Coronel Díaz y pasa por el Parque Las Heras y por el Alto Palermo. El regreso al punto de partida es a través de Mansilla, Julián Álvarez y Gorriti.

CIRCUITO SEIS: RECOLETA Y RETIRO

El circuito número 6 reúne plazas, parques, edificios emblemáticos y palacios. Son 41 puntos de interés repartidos en 9,2 kilómetros de recorrido. Se parte desde el Museo Nacional de Arte Decorativo, que funciona en el Palacio Errázuriz, en Libertador 1902. Después se toma por Austria hasta Figueroa Alcorta, una avenida que ofrece un desfile de postales. Desde la Floralis Genérica, en la Plaza de las Naciones Unidas, y la Facultad de Derecho, hasta la Plaza República del Brasil. De regreso sobre Libertador, a la altura de Callao, aparece el Parque Thays. Allí estaba el Italpark y hoy es uno de los pulmones verdes de Recoleta.

Al doblar por Suipacha se pasa por el Palacio Noel, de 1922, donde desde 1947 funciona el Museo de Arte Hispanoamericano Isaac Fernández Blanco. Y por Arenales se llega a la Cancillería y al Palacio San Martín, construido por el arquitecto Alejandro Christophersen entre 1905 y 1909 como residencia de Mercedes Castellanos de Anchorena y sus hijos. En 1936, pasó a ser sede del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto.

Lo que sigue es una vuelta a la Plaza Fuerza Aérea Argentina, donde está la Torre Monumental -más conocida como «de los ingleses», y otra a la Plaza San Martín, donde sobre Florida se descubre al edificio Kavanagh. Encargado por Corina Kavanagh al estudio de arquitectos Sánchez-Lagos-De La Torre, está diseñado con forma escalonada y es de estilo racionalista. Fue inaugurado el 15 de enero de 1936, tras 14 meses de construcción y, en ese momento, se transformó en el edificio de hormigón armado más alto del mundo.

Un pequeño rodeo por el microcentro permite tomar la avenida Córdoba. Al llegar a Libertad se encuentra el Teatro Cervantes y más adelante, en Riobamba, el majestuoso Palacio de Aguas Corrientes. Después de pedalear por la zona de las facultades, un giro a la derecha permite cruzar Las Heras y ver la de Ingeniería. Es la única construcción neogótica monumental de carácter no religioso de la Ciudad. Su construcción se inició en 1912 y se habilitó parcialmente en 1925.

Después de pasar por Plaza Francia, el tour en bici termina en el Museo Nacional de Bellas Artes.

Buenos Aires Sos

View all contributions by Buenos Aires Sos

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *