BAR O’RONDEMAN

0 0

Buenos Aires Sos (BAS).- Febrero 2008.- En la esquina de Aguero y Humahuaca, justo frente al actual shopping Abasto, estaba el edificio que ocupara el legendario bar, lugar donde hizo sus primeras presentaciones como cantor Carlos Gardel y allí se lo bautizó como «El morocho del Abasto». Hasta entonces se lo conocía como «el francesito».

 

La familia Traverso fue la dueña de este lugar. Al fallecer don Agustín, uno de sus cuatro hijos, Yiyo Traverso, se hizo cargo del local en el año 1907.

Yiyo intimó tanto con «Carlitos» que lo quería como a un hijo. A su muerte, Gardel que estaba actuando en el Teatro Esmeralda, lloró y se puso tan triste que tuvo que suspender la función.

No solo se deleitaban los habitué del boliche, sino que también los vecinos y los trabajadores del mercado se agrupaban en la vereda para escuchar al zorzal, cuando su incomparable voz emergía tras los barrotes de las ventanas.

Por los años ’20 las peleas entre rufianes y malevos era cosa cotidiana, aunque también las patotas de niños bien, conocidas como «indiadas», solían bajar a los suburbios para divertirse provocando a los compadritos.

Apellidos de la alta sociedad como Aaron Anchorena o Jorge Newbery y otros, eran asiduos practicantes de esas aventuras.

Así los bailes eran frecuentemente interrumpidos por grandes trifulcas que comenzaban a sillazos y botellazos, para terminar a tiros y puñaladas. En uno de esos encontronazos, según cuentan, Cielito Traverso, famoso guapo del Abasto y uno de los dueños del café O’Rondeman, mató a un integrante de la familia Argerich y debió refugiarse en Uruguay, donde años más tarde falleció.

El O´Rondeman ya es solo un recuerdo, solo queda un terreno baldío, el lugar donde cantara Carlitos y fuera escenario de peleas entre guapos se ha convertido en polvo. El mercado de abasto se convirtió en un moderno shopping, la casa de Anchorena y Corrientes, donde vivió Aristóteles Onasis es una playa de estacionamiento. El transcurso del tiempo no perdona, ya van quedando pocas cosas de entonces… te acordás hermano, qué tiempos aquellos!!!  (www.info-almagro.com.ar)

Buenos Aires Sos

View all contributions by Buenos Aires Sos

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *