Artistas callejeros de CABA se oponen a nuevas normativas

0 0

(Por Asamblea de Trabajadores de la Música)

El 16 de junio el Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires publicó en el boletín oficial la resolución N.º 167/SECACGC/21 en la que dispone una nueva normativa que rige la actividad artística en la vía pública. En esta resolución se aprueba el “Procedimiento para la tramitación de permisos de uso del espacio público para para la realización de actividades artísticas”, delegando a las comunas el otorgamiento de dichos permisos. En respuesta, el 14 de julio el Frente de Artistas Ambulantes Organizados (FAAO) convocó a una movilización a las puertas del Ministerio de Cultura de la Ciudad, en repudio de la nueva normativa, a la que distintas organizaciones de artistas acudieron. La resolución se hizo sin consultar con las organizaciones que los nuclean, con las que supuestamente el gobierno mantiene hace años una “mesa de diálogo” y el día de la movilización, no recibió a los delegados con su reclamo.
La nueva normativa es especialmente contraproducente para los músicos ambulantes, ya que para hacer su trabajo, el que es esencialmente itinerante, tendrían que tramitar un permiso para cada comuna que su ruta recorra, llegando a necesitar hasta 15 permisos para poder trabajar en toda la ciudad. ¿Qué sigue? ¿Monotributo? ¿Ingresos Brutos? Además, el otorgamiento de permisos queda a discreción de los presidentes de comuna, sin claridad en la normativa sobre los criterios a emplear, dejando el otorgamiento de permisos en manos de una persona ajena al mundo de la cultura y con total arbitrariedad de decisión.
Hay un larga historia de antagonismo entre el gobierno de Larreta y los artistas callejeros, siempre expulsándolos del espacio público y persiguiendo toda forma de actividad económica callejera, marginal y de los sectores sociales que subsisten de ellas, mediante la burocratización (necesidad de tener permisos, que cuestan tiempo y dinero de gestionar para el artista), y hasta la criminalización (como en 2018, con la modificación del código contravencional).
Según el gobierno, la resolución se lleva a cabo como parte de una iniciativa de “descentralización de las funciones del Gobierno de la Ciudad”, con vistas a “mejorar la eficiencia y la calidad de las prestaciones que brinda”, pero es necesario señalar la mentira y la hipocresía de esto:
¿Poner y multiplicar permisos, es mejorar la “eficiencia”? ¿Cuáles son las “prestaciones” que brinda el gobierno a los músicos callejeros y ambulantes? No hay ninguna prestación: ponen trabas, dificultan, y criminalizan su actividad en cada oportunidad que pueden.
Buenos Aires Sos

View all contributions by Buenos Aires Sos

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *